Se ha producido un error en este gadget.

jueves, 19 de junio de 2014

Una vieja idea para el Festival de Música de Canarias para convertirse en producto de turismo cultural


Un recurso cultural es una oferta cultural que existe, con o sin turismo: por ejemplo el Festival de Música de Canarias es un festival que organiza el Gobierno de Canarias dentro de sus políticas culturales para fomentar el acceso de la ciudadanía a la música clásica y a las organizaciones orquestales de calidad internacional.

Un recurso cultural puede ser la base de un producto turístico-cultural, es decir, aquel elemento fundamental que mueve a la selección del destino ( por ejemplo el Festival de Música de Canarias  mueve ( o podría mover más ) a turistas específicos, aficionados a la música clásica, que se trasladan a un lugar –Canarias- para disfrutar de su afición, en una época del año en que no es habitual contar con este tipo de ofertas en otras ciudades –el invierno- ) a pesar de que el destino turístico ni el producto cultural se han preparado para ello. Osea, utilizando el ejemplo del Festival de Música de Canarias podríamos decir que se trata de un recurso cultural que provoca por sí mismo movimiento turístico ( desde luego, no[p1]  de masas, sino minoritario ).

Tal y como señala el texto de Julio Grande Ibarra Elaboración de productos de turismo cultural, en la elaboración de productos de turismo cultural “los elementos culturales se convierten en el atractivo central para el visitante que selecciona una opción de viaje entre todas las posibles, básicamente, por la motivación producida por el disfrute de un determinado elemento cultural. Esto serían los productos de turismo cultural en sentido estricto.

En el caso mencionado del Festival de Música de Canarias, al ser el único festival de música clásica que se celebra en Invierno en Europa y tener Canarias un clima benigno durante todo el año, tenemos un recurso cultural susceptible de convertirse en producto turístico cultural, ya que de hecho provoca la decisión de determinados turistas culturales ( aficionados, y diría que entusiastas de la música clásica ) que reservan con gran antelación sus entradas y el resto de la oferta turística que conlleva su estancia en Tenerife o Gran Canaria ( islas donde se celebran los principales conciertos en enero y febrero de cada año ). Sin embargo ni la organización del Festival ni la Administración turística se han preparado para convertir el Festival en un verdadero producto turístico ya que no se han dado los pasos coordinados necesarios para ello, por ejemplo, es imposible poder comprar entradas con un año de antelación en origen tal y como solicitan algunos de los turistas que intentan reservar sus vacaciones con la antelación necesaria ( como si ocurre, por ejemplo, en el Festival de Salzburgo). 

¿Qué podemos hacer al respecto?






 [p1]Aunque no este preparado ,si hay que prepararlo para que se convierta en un recurso turistico o incluso puede ser un aliciente para el recurso turistico tradicional, un añadido que lo hace mas competitivo en el caso de canarias  como destino de sol y playa.