Se ha producido un error en este gadget.

martes, 9 de marzo de 2010

13.- el noveno objetivo ; la apuesta por el reconocimiento de la diferencia.



§  9.-Apuesta por el reconocimiento de las diferentes formas de vivir como una nueva forma de entender la tolerancia tradicional.

Se trataba sobre todo de la conexión con Africa, pero este objetivo también tuvo que esperar años, y no fue abordado por quien primero lo formuló en su plan sino por el Gobierno de Canarias, a través de un programa llamado DIALOGOS CON AMERICA Y AFRICA que aún se mantiene y que incluye actividades y encuentros de la más diversa índole, así como pequeños proyectos de cooperación cultural e intercambio cultural.

Ahora tenemos además, y a nivel de toda Canarias, aunque se celebra en Tenerife ( Puerto de la Cruz ) un gran acontecimiento cultural ( grande aunque acaba de nacer, pero es una gran promesa ) que es el SILA. El  Salón Internacional del Libro Africano, que hoy se debate ( su apoyo y su continuidad ) en el Parlamento de Canarias.

El Salón internacional del libro Africano (SILA) es el único Salón profesional del sector editorial de estas características en el mundo. Sólo se organiza un encuentro similar en Ginebra pero enfocado únicamente a los países de habla francófona del continente africano y se organiza dentro de los actos organizados por la feria del libro de esta ciudad Suiza. Por lo tanto este encuentro organizado en Canarias es único pues está especializado y va dirigido a todo el continente participando en el la diversidad de países, culturas y a todas las lenguas que se hablan en África. Además, evidentemente, de propiciar un puente entre continentes teniendo a Canarias como referencia y plataforma.

7 comentarios:

Anónimo dijo...

sería muy importante realizar un Sila cinematográfico. Las distintas cinematografías africanas aportan un cine completamente distinto, por lenguaje, tipo de historias y manera de contarlas que el cine de occidente. Por otro lado, ya está bien de que prevalezca nuestra visión de áfrica, que es lo que hacemos cuando nosotros nos ponemos a hacer películas sobre determinados aspectos de África. No hay más que ver los cortitos y documentales que se han hecho en Canarias, desde el deprimente (de maniaco depresivo, vamos) documental de María Miró hasta el maniqueo y frívolo cortometraje de Guillermo Ríos, Nasija.

Que nos cuenten ellos su historia, por favor.

dl

Anónimo dijo...

¿Todavía quieres más SILAS? Las sillas sobran. Lo que no tenemos es escenario...

un gato herido, pero hoy feliz dijo...

Ya he visto que has conseguido que se aprobara por unanimidad de todos los partidos políticos el apoyo al SILA.Gracias por darnos de vez en cuando esas buenas noticias para el sector editorial.Y para los que creemos que la cercanía cultural con Africa nos viene de lo lindo,y es necesaria.

canario real dijo...

Muy interesante, pero creo que con la crisis que hay debemos reservar el dinero para promocionar nuestros artistas.
Siempre o recurrentemente se escenifica el archipielago como puente entre continentes asi estamos invadidos que no podemos ni circular por las carreteras lo siento y lo digo.Creo que Dakar o Casablanca sería el lugar idoneo para ese SILA

Dulce Xerach dijo...

El SILA no es una escenificación, es real, y ocurrió ( fue posible y fue un encuentro de muchos países que normalmente no se encuentran ) en Canarias. Tal vez sea más fácil aquí que en otros lugares de Africa ( porque nosotros -continental y geográficamente somos Africa, aunque también tengamos la ventaja de ser Europa ).

Angeles dijo...

Me parece extraordinario y muy necesario que en un Parlamento se debatan cuestiones relacionadas con la cultura. Y según pude constatar ayer, con el claro interés de los presentes. Este proyecto trata de favorecer a un sector cultural-empresarial, de los menos favorecidos en el panorama actual, lo que hace falta, es que quienes pertecenen al sector participen en él. Creo, desde hace mucho tiempo, que efectivamente Canarias, puede convertirse, como ya lo fue, en un punto de referencia cultural. Eso sí, debemos dejar a un lado las posturas cínicas, creer en ello, y trabajar para que así sea. Creo que este ha sido un paso más que importante. De nuevo gracias.

Anónimo dijo...

Sin cinismo no hay actividd cultural que valga... Pero si de cinismo hablamos ninguno más genuino que el de aquel o aquella que aplaude en los tiempos que corren apoyan estupideces de este tipo... y desde el parlamento, ese panteón de lujo para muertos vivientes.