Se ha producido un error en este gadget.

jueves, 4 de diciembre de 2008

¿ POR QUÉ CALLAMOS?

Creo que lo que nos pasa es que sigue teniendo razón Gandhi:

"lo más atróz de las cosas malas de la gente mala es el silencio de la gente buena"

Todos callamos algo porque no queremos problemas, ni hacer de Juana de Arco, ni que nos quemen en la hoguera, ni que nos aparten o nos retiren el saludo, ni perder el empleo.... Todos callamos y aguantamos demasiadas cosas tal vez.

20 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola,

Disculpe el atrevimiento, pero ya que invita a los lectores a no callar, me permito hacer una sugerencia sobre este blog suyo.

Creo que los parlamentarios, les vote quien les vote, se deben a todos los ciudadanos. Es por ello que le ruego dedique algún tiempo a limar algunas carencias, en lo que a accesibilidad web se refiere, que tiene su blog.

Creo que este medio debe ser utilizado no sólo por los agraciados que disfrutamos de una visión más o menos buena, o de los que no estamos limitados por cualquier otro tipo de discapacidad. Me he tomado la libertad de evaluar su página, usando la herramienta “Taw”, y aunque no es de las peores, presenta algunas deficiencias que se pueden solventar fácilmente y sin necesidad de tener avanzados conocimientos en la materia.

Ellos también cuentan. Muchas gracias.

pablo dijo...

Que bueno leer estas palabras del gran Gandhi.
Me alegra mucho leer estas opiniones en tu blog, mas alla de la política. Le dan mucho humanismo a tu blog.

Muchas veces callamos por ignorancia, cosa muy respetable, otras se habla sin saber. Quien sabe no habla, quien habla no sabe...
Personalmente quien algo ha vivido fuera de canarias, creo que el principal problema del canario es que no es capaz de organizarse en conjunto. Pretender la independencia cuando canarias no es una piña es una locura.
Siempre me ha costado mucho esfuerzo tener amigos canarios(amigos de verdad). Me es más fácil hacer mejores amigos con gente que es de fuera( y yo soy canario).

Gracias por tu blog

Julio dijo...

Por aprendizaje conductual. Hablar en contra de la opinión generalizada y decir la verdad que no gusta, son dos cosas que se castigan severamente en nuestra cultura.

Y por supuesto para la inmensa mayoría trata de evitar el castigo, por encima los nuestros principios (si es que los hay)

¿A ti te ha ido bien por no callar y decir verdades que no gustan? A mi no demasiado.

elintenso dijo...

Miedo me das.
Y no es por la foto que tienes colgada en este blog. Si me permites decirlo, pareces una de las hermanastras mala de Cenicienta.
Hay una carta al director de un señor de Murcia que no murciano en EL PAIS , aludiendo al tema de las listas abiertas.

Dulce Xerach dijo...

Hola Intenso, o sea que en lugar de una chica seria te parezco la hermana de cenicienta....

bueno,a ver si cambio la foto un día de estos...

Federico García Barba dijo...

Dulce: Una cosa es la retórica oficial plagada de referencias al bien común y otra muy distinta es la actuación real de los que detentan el poder en cada momento.
No se puede decir la verdad de las cosas al poderoso porque se suelen considerar una ofensa cuando no algo peor. La disidencia está castigada por lo general con el ostracismo más o menos light.
Es algo que deberías ya saber ahora que no detentas un parcela de poder realmente jugosa.

Anónimo dijo...

Ya que anima a no callar, sigo la sugerencia y le confieso que ME GUSTA USTED MUCHO. No ,lo tome como falta de respetro sino como sincero testimonio de admiración y atracción. Es usted muy bella y no puedo permanecer indiferente.
Atentamente,
Alfredo

lluviaen dijo...

Yo precisamente creo que quienes callan, o dicen sólo la mitad de la verdad son precisamente los medios de comunicación, que no nos cuentan y callan un montón de cosas. Por eso les he escrito esta carta...

Queridos medios de masas: para el año que comienza me gustaría pediros un par de cosas, no son para mí, sino para todos los españoles, que ya va siendo hora alguien les diga la verdad. Os lo pido a vosotros, porque sois vosotros, sin duda, los principales responsables de que en España la gente piense que lo que tenemos es una democracia... imperfecta, pero democracia.

Más antes de pedir nada, no me queda más remedio que denunciaros por omisión, encubrimiento, cobardía y deslealtad. Omisión al callar lo que saben y doblar la esquina, cada vez que alguien se acerca a la verdad. Mentir, cuando se pregonan supuestas virtudes democráticas allí donde no se conoce siquiera la libertad política.

Me gustaría que os dirigiérais a los potenciales ciudadanos y les contárais de una vez el gran tabú: que llevais más de 30 años encubriendo a la clase política que los desprecia; que omitís en cada programa ó editorial, todos los días, que es la Monarquía de Partidos la única responsable de la corrupción generalizada que nos invade; que el cáncer y sus metástasis están sellados, a sangre y fuego, en las mismas entrañas de nuestra partitocracia.

Los españoles tienen que saber que sois vosotros, los medios de comunicación, los principales enemigos de la libertad política en este país. Y paradójicamente, los únicos que pueden ayudarnos a conquistarla algún día.

Por lealtad a los demás, a nuestros amigos, a nuestros congéneres, a la especie, a España y a los españoles. Queridos medios, se lo deben a la sociedad civil, esa que todo lo aporta y todo lo soporta. La que suda y muere. No podemos continuar con esta farsa ni un minuto más. Os pido complicidad en la lucha más grande a la que siempre ha aspirado el ser humano... la conquista de su libertad. En vuestro caso se reduce a algo tan simple como decir la verdad. Ya podeis empezar, “En España no hay Democracia Formal y el Pueblo Español tiene derecho a la misma...”.

Anónimo dijo...

Señora Xerach, en un post suyo anterior afirmó con contundencia que la política de su partido puede ser distinta a la de los otros. No deja de sorprenderme semejante aseveración, sobre todo teniendo en cuenta que el puñado de votos que su partido logra en Tenerife proviene de chuletadas y viajes a los ancianos, prestaciones a las asociaciones de vecinos y la propaganda más chabacana y populista hacia las clases sociales menos informadas. Supongo que esto que le cuento no la pillará por sorpresa. En cualquier caso, me gustaría saber qué opina sobre esto una docta experta en el área cultural (por ende, sensible a la injusticia de los valores que dignifican al ser humano) como es usted.

Por otro lado, aplaudo su iniciativa del blog, aunque no así muchas de sus respuestas ante los comentarios más críticos e impertinentes, en los que realmente no se moja del todo. Tener un cargo público por el que se cobra muy bien dará una "superioridad" económico-social respecto al resto de la ciudadanía, pero ello no implica que su discurso intelectual lo sea también.

Guillermo.

lluviaen dijo...

Estimada Dulce, quiero decirte que me ha sorprendido que hayas publicado mi carta. Si te soy sincero, estaba convencido de que la ibas a censurar...y yo a dar la lata a otro sitio.¡Pero no¡, resulta que la publicas y ya se me hace más difícil el no volver a escribir aquí.

Sólo comentarte que desde tu posición, es lógico que no puedas aprobar ni estar de acuerdo con lo que denuncio, y por supuesto no espero que lo hagas.Nadie tira piedras contra su propio tejado. Pero también estoy convencido de que en tu fuero interno sabes que tengo razón. Aún así, hay que reconocerte la gallardía y el arrojo de dar la cara, y saltar a la arena, dónde el resto de la casta política rehuye casi por instinto(de conservación, claro).

Es posible, quizás, tal vez, no lo sé, pero una persona como tú tiene hasta posibilidades que la sociedad la elija en un sistema verdaderamente democrático con libertad política, no en esta pantomima partitocrática. Eso si sería sentirse legitimado(y no legal) en el escaño, ¿lo veremos algún día?.Espero que sí.

Otra cosa, no le hagas caso al periodista...la foto de portada está muy bien.

Saludos

Dulce Xerach dijo...

¿mi opinión sobre votos ganados a través de chuletadas y excursiones? si los votos se ganaran así nosotros sacaríamos muy pocos... La gente no es tan tonta ni se deja engañar por un bocadillo de mortadela.

En cuanto a la superioridad económico-social, no la siento, ni superioridad, ni seguridad ni nada por el estilo. Ni me interesa. Y tampoco pretendo que mis respuestas sean de una altura intelectual como la suya...

Dulce Xerach dijo...

Hola lluviaen:

Publiqué tu comentario porque a pesar de algunas cosas no las comparto era más o menos respetuoso. Podemos no tener las mismas ideas pero eso no significa que no podamos escucharnos unos a otros.

En cuanto a los medios de comunicación pienso que no son totalmente libres pero tampoco lo son los partidos políticos. ¿ Quién puede decir que es libre del todo? Yo me siento libre a veces pero no todos los días, a veces tengo que callarme cosas porque vivo en sociedad y supongo que uno no puede hacer siempre lo que puede. No lo sé. ¿ qué opinas?

lluviaen dijo...

¡Ay Dulce¡, la libertad...que bonita palabra.

Pues pienso que el día en que seamos todos verdaderamente libres, las cosas cambiarán como de la noche al día. Pienso que ahora tenemos libertades individuales(en eso sí se ha avanzado con respecto a la dictadura), pero queda un tipo de libetad muy peculiar,una de tipo colectivo, que tiene la característica... yo diría única, de que si falta en uno sólo de nosotros, ya no la tenemos. Es la libertad que tienen los hombres para poder ser lo que ellos quieran, para organizarse como les apetezca, para hacer sus leyes y para obligarse a cumplirlas. Es lo que nos distingue de los animales; sin ella sólo somos igual a cosas.

¿Sabes de lo que hablo?, es algo parecido a la libertad de pensar. Esa no me la pueden negar ni arrebatar. Es mucho más importante que la libertad de expresión. ¿De qué sirve la libertad de expresión si no hay libertad para pensar?. De nada, sólo para hacer propaganda. Eso es lo que pasa en los medios de comunicación: hay libertad de expresión porque no hay peligro. Está todo ya pactado y consensuado; aquello sobre lo que se puede hablar, y aquello sobre lo que no, aquello que se puede publicar y aquello que no(lo sabes bien). Repito, hay libertad de expresión porque no hay peligro: y el peligro es la libertad de pensamiento, y esa, en los medios de masas, no existe.

Pero la libertad para pensar es una libertad individual, y de la que yo te hablaba es colectiva. O la disfrutamos todos ó ninguno. Existe, pero la tienen secuestrada unos pocos : se llama libertad política. Consiste en la libertad que tienen los pueblos para poder elegir a sus representantes...y echarlos si son desleales(tan importante o más esto que lo anterior). Ese derecho, aparentemente tan simple, lo tienen reservado para su uso exclusivo las cúpulas de los partidos políticos desde hace ya 30 años. Son ellos quienes eligen, el pueblo sólo vota. Y he ahí el origen de todo, de la oligarquización de los partidos políticos, de su divorcio de la sociedad civil( a la que no pueden, aunque quieran y vayan de buena fe, representar), de la falta de control del poder(que no está separado), de la aparición inevitable del mal de todas las oligocracias: me estoy refiriendo a la corrupción. En fin Dulce, ¿te das cuenta lo que significa para mi la palabra libertad?.Lo significa todo, no hay nada más grande. Es una lucha por la que a veces, no se tiene siquiera una oportunidad en la vida para realizar. Para mi esa palabra le da sentido a todo, a mi vida ,desde que me levanto hasta que me acuesto. Sólo conquistando la libertad podremos ser ciudadanos, y no siervos voluntarios como hasta ahora.¿Qué te parece Dulce?, ¿puedes entenderme?

Dulce Xerach dijo...

Hola lluvia ¿ por que´te llamas lluviaen? ¿ eres chico o chica? bueno, en cuanto a lo que dices, sí que te entiendo, y estoy casi del todo de acuerdo contigo. Solo que yo creo que no hay libertad de expresión, existe como derecho, como ley, pero en la práctica no es cierta. No todos los periodistas pueden escribir lo que quieren, pero no porque estén secuestrados por sus políticos, más bien están secuestrados por sus intereses económicos, etc.

Los políticos podemos "intentar" controlarlo todo pero rara vez controlamos algo de verdad. Y siempre nos acaban cambiando, es la maravilla de la democracia.

Es verdad una cosa que dices, los votantes ya no eligen a sus representantes, al menos no como debería ser: porque primero los partidos políticoa han hecho una criba, y esa criba es lo que hace que la democracia no sea del todo democracia. Y sin embargo sigue siendo el mejor sistema conocido para organizarnos como sociedad.

la cuestión es si podemos mejorar esta democracia, yo creo que sí, por ejemplo una opción sería con las listas abiertas, pero tampoco creo que sea el sistema perfecto. En Estados Unidos todo el mundo se queja de sus congresistas pero sin embargo siguen eligiendo en un porcentaje muy alto a los mismos elección tras elección. ¿ por qué? porque les conocen, porque han oído hablar de ellos, porque ellos tienen dinero para hacerse conocer. No sé, es un lío supongo.

PEPA dijo...

A la vista esta, por todos los comentarios, que callar, no callamos.

Quizá NO hablemos cuando tenemos que hacerlo, quizá NO en el aforo adecuado, quizá hablemos pero NO seamos escuchados...o quizá esperemos algún dia escribir todo lo que callamos...En general, más tarde o más temprano, todas/os nos manifestamos.

lluviaen dijo...

Hola de nuevo Dulce.Soy chico, y me llamo lluviaen porque la primera vez que escribí con pseudónimo en internet, lo hice con el de lluviaenlaciudad,y a veces lo abrevio.

Claro que coincido contigo en que los periodistas no pueden escribir siempre lo que quieren. También sé que ustedes los políticos no tienen todas las cartas en la mano y ser libres de hacer esto o lo otro.Ambos, periodistas y políticos están supeditados a los que realmente mandan en este país.Y la iniciativa legislativa en España no la tiene el gobierno, mucho menos la oposición. Los únicos que pueden decidir aquello sobre lo que hay que legislar, y más importante aún, aquello sobre lo que no se debe legislar; en definitiva el poder tras las bambalinas mediáticas, ese verdadero poder fáctico lo ostenta la oligarquía: los grandes bancos, las grandes empresas industriales, las compañías de seguros,etc...

Esos son realmente quienes pasan a sus amigos-cómplices políticos los borradores de todos los proyectos de ley verdaderamente importantes, porque en esta sociedad compleja y técnica que vivimos, es la oligarquía la que realmente conoce los temas(no se lo van a dejar a iluminados tipo ZP o Pepiño). Pero eso, como no se ve, nadie lo critica. La gente critica lo que ve, pero no lo que se le oculta. Y esa es nuestra desgracia. A mi me parece bien que la oligarquía financiero gane dinero a espuertas...¡pero que encima mande¡, ¡eso ya es pasarse¡.

La clase política juega ahí el papel de cómplice necesario y útil, y se lleva también su parte del pastel. Pero esto que te describo, no es la democracia, se llama desde Platón, oligocracia, y es el régimen que tenemos en España desde que murió Franco.

No quiero enrrollarme más ni ser pesado, pero si te diré que el ejemplo que has puesto de EEUU(que también tiene sus defectos su sistema), muestra claramente la diferencia entre unos diputados que SI REPRESENTAN a los electores(allí), que se comunican por correo, se ven en oficinas, etc...; y en contraposición aquí, tu blog es la excepción que confirma la regla. Y la regla es que los políticos no nos representan.Pero voy más allá, los políticos no sólo no son representativos de la sociedad(como me has reconocido). Lo peor no es esto, lo grave es que la clase política ha dejado(desde la IIGuerra mundial), de ser la mediadora entre la sociedad civil y el Estado, cosa que sí hacía en los sistemas liberales anteriores a la guerra.Lo grave es que los partidos políticos se han integrado en el Estado, que es quien los financia y les paga; lo diré más claro: los compra. Esto los obliga a traicionar, AUNQUE NO QUIERAN, a la sociedad civil para la que 'supuestamente' trabajan. Esto, querida Dulce , es lo realmente decepcionante y gravísimo de este régimen anti-democrático.

Para poder tener democracia representativa(no lo olvidemos,gobierno del pueblo a través de sus representantes), es imprescindible sacar a los Partidos del Estado, y civilizarlos haciendo que cumplan, ahora sí, su verdadero papel de intermediarios entre el Estado y la sociedad civil. Entonces y solo entonces, podremos comenzar a hablar de democracia. Espero no haber sido demasiado pesado, pero lo que nos mueven son las pasiones, y en este tema(también en otros), soy muy apasionado.
Saludos

Laura dijo...

Esta entrada en el blog anima a hacer miles de comentarios relacionados, principalmente, con el miedo. Miedo a que los demás rechacen a uno, miedo a ser diferente, miedo a opinar, miedo a decir las cosas claras por no perder un sueldo....Yo creo que callamos porque tememos, y la sociedad está hecha para que cada vez temamos más. las consecuencias son obvias.

la rosa de versalles dijo...

Estimada señora Pérez, como ha escrito en un comentario que CC no gana sus votos con chuletadas, le paso un enlace a un artículo reciente, a ver si nos da una opinión.


Agentes de la Brigada de Policía Judicial de Santa Cruz de Tenerife han conseguido descubrir que una persona falsificó a favor de CC en El Hierro unas 1.000 papeletas electorales en la legislatura 2003-2007 y que dio lugar a que el PSC-PSOE perdiera un diputado.

Este es el enlace al artículo, no he visto la noticia en la TV Canaria por cierto.

Y a ver si no censura este comentario.
Un saludo desde mi blog

Rosa del desierto dijo...

Cuan de acuerdo estoy contigo Dulce, y hay que ver la vigencia que tiene ahora este comentario tuyo de hace ya casi 6 años.

J M Martin dijo...

Cada vez es una idea más vigente, una pregunta más urgente ¿por qué callamos? ¿qué perdemos por hablar? ¿No es en realidad esta sociedad del miedo en el que vivimos algo parecido a la sociedad feudal?