Se ha producido un error en este gadget.

sábado, 3 de julio de 2010

Una idea para revitalizar el turismo que... tal vez ni se debata pero...

.. de la que me gustaría conocer la opinión de ustedes:


A LA MESA DE LA CAMARA

El grupo Parlamentario de Coalición Canaria, de conformidad con lo establecido en el artículo 174 y siguientes del Reglamento del Parlamento, presenta la siguiente Proposición no de Ley sobre la necesidad de potenciar el Turismo cultural en Canarias , a instancias de la diputada Dª Dulce Xerach Pérez, para su tramitación ante el pleno de la cámara. ( no sé aún si se admitirá a trámite... )

A lo largo de los últimos años estamos siendo testigos de numerosos procesos de reestructuración económica de zonas turísticas maduras, a diferentes escalas territoriales, que muy a menudo se traducen en una crisis de las actividades productivas turísticas tradicionales y su posterior y necesaria reconversión ( en el mejor de los casos: Benidorm, Puerto Vallarta ) o simplemente su lento declive ( en el peor: Portofino p.e., etc. ).

Por otro lado, uno de los rasgos más reconocidos del turismo contemporáneo es la heterogeneidad y diversidad de sus manifestaciones, así como la posibilidad de incorporar recursos que antes no habían sido concebidos como tales. Es más, se reivindica que la multiplicidad y ampliación del espectro de motivaciones por parte del turista en el momento de decidir su desplazamientos y actividades turísticas, favorece la inclusión en el mercado de estos “nuevos” recursos.

En este contexto hay que considerar el turismo cultural como una modalidad de esta heterogeneidad buscada por el turista postcontemporáneo, que últimamente se ha denominado “turismo alternativo”, es decir, el conjunto de experiencias turísticas que basan su interés en unos espacios y atractivos que pueden ser muy heterogéneos y que abarcan elementos de muy diversas clases ( paisajístico y ambiental, cultural, social, patrimonial, arqueológico, histórico, folclórico, gastronómico, museístico, etc. ).  En definitiva, recursos culturales que aún conservan –en el caso de Canarias- un alto grado de su originalidad primigenia.

Esta nueva concepción del turismo –puesta ya en marcha en los destinos más innovadores y competitivos- implica un cambio radical con relación al clásico modelo de masas, frente al que podríamos hablar de un turismo que, sin renunciar a aspectos de confort y relax de ese turismo de masas que en el caso de las Islas Canarias está orientado fundamentalmente al recurso “sol y playa”, renuncia a aspectos como la estandarización, homogeneización y masificación, es mucho más respetuoso ( y exigente ) con la calidad paisajística y cultural del entorno y hace una apuesta por la calidad, especificidad, distinción y diferenciación.

Partiendo de la base – no discutida por ninguna de las partes implicadas: turistas, administraciones y empresas del sector turístico canario- de que Canarias es un destino maduro, la importancia de la gestión del turismo cultural cobra especial relevancia en el actual contexto del mercado.

Teniendo en cuenta que el atractivo cultural se ha situado como uno de los ejes en el relanzamiento de los destinos consolidados, por medio de la complementariedad y diversificación de actividades en destinos consolidados como el nuestro.

Teniendo en cuenta que el contexto donde se han configurado las nuevas tendencias de la demanda ( caracterizada por el alto nivel de experiencia adquirido por los consumidores, los cambios en la cadena de valor del producto turístico, la independencia cada vez mayor del turista con respecto a touroperadores,  y otros intermediarios, los cambios en los estilos de vida, las vacaciones más cortas y frecuentes, y la búsqueda de un valor añadido y diferencial en la experiencia de viaje, surge este concepto de nuevo turismo, orientado a la cultura y aparece con un favor complementario, revalorizador y revitalizador de destinos turísticos maduros.

Teniendo en cuenta que según los principios de la Carta Internacional del Turismo Cultural ( ICOMOS ), atraviesa en estos momentos una fase en la que desempeña un papel clave en el mercado turístico, porque supone un eje clave en la reconversión de destinos turísticos maduros.

Teniendo en cuenta que los mencionados cambios en los hábitos de la demanda y el incremento en la competencia entre destinos ha provocado la aparición de numerosas y novedosas ofertas turísticas culturales.

Se propone como texto de la Proposición no de Ley el siguiente:

Texto:

1.- Instar al Gobierno de Canarias a la puesta en marcha de, en primer lugar de un plan de puesta en valor turístico, y en segundo lugar, la incorporación a las estrategias de promoción turística de los principales recursos culturales de las islas susceptibles de convertirse en productos turístico-culturales ( no toda la oferta cultural puede ser convertida en oferta turística ). Sirva a modo de ejemplo los recursos culturales de Lanzarote ya adaptados como productos de turismo cultural, en especial los Jameos del Agua y la Fundación Cesar Manrique. Sirvan solo a modo de sugerencias las siguientes: la Casa de los Coroneles,  el CAAM, el TEA, el Espacio cultural el Tanque, La Cueva Pintada de Galdar, el Centro de interpretación arqueológica del Hierro sobre la cultura Bimbache, el Centro de Visitantes de San Sebastián de la Gomera y el Teatro Chico de la Palma.



11 comentarios:

Una historiadora en paro dijo...

Es verdad Dulce, el Puerto de la Cruz hace años que está en declive y sin embargo no hay manera de que reaccionen.Al menos tu pones una idea sobre la mesa.A mi me encanta. Me recuerda a otros lugares donde ya se ha utilizado la cultura para la revitalización económica, como Manchester, o Gales, o el Ruhr.

Maria dijo...

Pero Dulce, no será suficiente pata salir del agujero donde estamos..

Anónimo dijo...

Que poca verguenza te recuerdo que tu patido LA COCA ha dado licencias a diestro y siniestro para llenar de cemento la isla y ahora vienes con esto. TENGA VERGUENZA Y DIMITA DE UNA VEZ

Cristobal D dijo...

Lo mejor de la idea Dulce es que es realista, pues no requiere gran inversión, es posible, y además, aunque no lo parezca, en Canarias es nueva. No entendería que no se debatiera. Me parece una buena idea que alguien tenía que haber puesto ya sobre la mesa. Se trata de una estrategia que ya han seguido otras ciudades como Bilbao, Avila, Barcelona, y les ha ido muy bien. Han conseguido captar nuevo turismo aficionado a la cultura.

Laura M. dijo...

¿Y cambiar a la consejera de turismo?
Tremendo patinazo, ir al acto de replanteo de la obra de remodelación de la vieja casona solariega de la familia Sall y ponerse a hablar de la sal como terapia para la salud.

http://www.canariasahora.com/imagenes/ritamartintelde.mp3

Dulce Xerach dijo...

Ja ja , Laura ¿ en serio? ¿ se puso a hablar de la sal como terapia? no me lo puedo creer.. jesús

Anónimo dijo...

Eso es una consejera de turismo del gobierno canario que usted sustenta y lo demás son tonterías, verdad Dulce?

Dulce Xerach dijo...

Si, a veces uno tiene que hacer en la vida cosas que no le gustan. Es duro pero por responsabilidad en política a veces se aguantan carretas y carretones con las que uno no está de acuerdo.

rainman dijo...

Dulce, quizá se podría dar salida al producto cultural canario reuniéndolo en un sólo ámbito comercial... Algo similar a las tiendas de artesanía del Cabildo, por ejemplo. Estoy pensando en tiendas del Gobierno de Canarias en los aeropuertos, en las que se vendan libros, CD's, DVD's, instrumentos típicos, artesanía, pósteres de obras pictóricas de artistas canarios, láminas fotográficas de arquitectura, reproducciones a pequeña escala de esculturas, etc. Una marca, "Cultura de Canarias" o algo así, que aúne toda la experiencia artística y cultural de las islas, pasada y actual, y las integre como producto comercial destinado al turista.

No es exactamente de lo que estás hablando, lo sé, pero me parece una manera de contrarrestar el souvenir del peluche del loro y la figurita del plátano por algo más interesante: llevarse un recuerdo de la cultura de las islas. Imagínate que se realiza una edición de cierto número de libros canarios traducidos al inglés y alemán y se colocan en esas tiendas. ¿No sería una oportunidad magnífica de dar salida a productos culturales sin demasiado esfuerzo? Complementaría perfectamente la promoción del turismo cultural a la que haces referencia.

Un saludo!

rainman dijo...

Es muy interesante tu análisis, efectivamente la cultura debería ser un recurso de máxima prioridad en la oferta turística.

Estaba pensando que sería interesante ofrecer al visitante productos culturales tangibles que pudiera llevarse a su lugar de origen, permitiéndole conservar un recuerdo permanente de la cultura de las islas. Me imagino una tienda del Gobierno de Canarias (como las que el Cabildo posee de artesanía) por ejemplo en los aeropuertos, en la que se ofrezcan libros, CD's, DVD's, pósteres de obras pictóricas y fotográficas de artistas canarios, láminas con imágenes de la arquitectura de las islas, reproducciones a pequeña escala de esculturas, etc. La experiencia cultural canaria de ayer y de hoy integradas bajo una marca ("Cultura de Canarias" o algo así), ofreciendo productos culturales a los turistas. Sería una forma de contrarrestar el souvenir del peluche del loro y la figurita del plátano por artículos culturales, que ofrecen un recuerdo más interesante de nuestra cultura.

Imagínate que se hace una edición de cierto número de libros canarios traducidos al inglés y al alemán, y se venden en tiendas de este tipo. ¿No sería una forma magnífica de dar salida a estos productos culturales con poco esfuerzo? Complementaría a la perfección la promoción turística de la cultura a la que haces referencia.

Un saludo!

rainman dijo...

Siento repetirme, el primer mensaje me dio error y como pensé que no se había enviado escribí un segundo jaja.

Un saludo!